Guias, prestamos

Guía – Cómo se regulan los créditos rápidos

admin - 31 diciembre 2009

La Ley de Crédito al Consumo establece ciertas regulaciones que todas las entidades crediticias están obligadas a cumplir, sin embargo no se estipula nada acerca de los “créditos rápidos y fáciles”.

Con el enorme auge de los créditos rápidos y fáciles resulta lógico preguntarnos acerca de las regulaciones que por ley estos deben acatar, y aunque parezca incierto no existe ninguna limitación legal para los tipos de interés de este tipo de créditos, que pueden alcanzar hasta el 20% anual.

No obstante los créditos al consumo, que pueden financiar desde vehículos, viajes, electrodomésticos, etc., que sean de 150€ hasta 20.000€ deben cumplir las regulaciones que estipula la Ley de Crédito al Consumo. En ella se estipula que todos los contratos deben constar por escrito las condiciones del contrato, la Tasa Anual Equivalente, la periodicidad de los pagos y el plazo y los elementos que se incluyen en el coste total del préstamo.

Lo que sí queda muy claro en esta Ley es que cada empresa financiera está forzosamente obligada a otorgar, antes de la firma del contrato, un documento con todas las condiciones del crédito.

A este documentos se le considera la oferta vinculante y obliga a la empresa de crédito a respetar lo que ahí se estipula, durante diez días hábiles. Otra obligación que estas empresas deben cumplir es mencionar en su publicidad el tipo de interés T.A.E., sin embargo no se dice nada acerca de la letra pequeña que aún existe en algunos contratos y que funciona como una trampa donde muchos clientes confiados en las condiciones que su entidad bancaria les promete, caen fácilmente.

Lo más aconsejable es tener sumo cuidado con el contrato pues en ese documento se incluyen absolutamente todos las condiciones del préstamo, también es importante hacer uso del derecho a poseer la Oferta Vinculante, pues en esos diez días de validez podemos estudiar a conciencia el préstamo y decidir si firmarlo o no.

Deja un comentario